Los objetivos de la educación

Se ha discutido mucho sobre los principales objetivos de la educación, por un lado las madres de familia piensan que la educación depende de lo que el niño aprende en la escuela, pero por otro lado las educadoras sostienen que la principal base de la educación se aprende en el hogar.

Este es un tema difícil, y todos lo percibimos de diferentes maneras, pero en lo que sí estamos de acuerdo es que el principal objetivo de la educación tiene que beneficiar de una manera positiva a los niños.

Primeramente definamos que es la educación, para algunos pensadores la educación es un proceso que termina con la madurez, para otros, educar es una contribución al desarrollo del niño la cual orienta y facilita actividades que operen en ellos cambios positivos en sus comportamientos, ideas y habilidades.

Al juntar todos estos conceptos podemos definir que educar es un proceso permanente, consciente e inconsciente, que involucra todas las edades, mediante cual una persona desarrolla sus potencialidades y las de su entorno.

Como madres de familia y educadoras hay que tomar en cuenta que la educación no se realiza solo en las escuelas. Todas la sociedad es como una inmensa aula de clase, promotora o destructora de humanidad y de cultura. De ahí que la educación de los niños debe ser obra y responsabilidad de todos.

Al comprender la definición de educación podremos pasar a entender su principal meta, la cual se refiere que el hombre de cualquier edad sea capaz de aprender a vivir en un proceso de crecimiento permanente auto desarrollando sus propias habilidades positivas.

Este concepto no es un aprendizaje fácil de enseñar a nuestros niños, pero no es un trabajo imposible, es por esto que Mi Libro Mágico quiere ser parte de este proceso y mostrarte áreas que puedes reforzar día a día con tus pequeños.

1- Aprender a ser: El hombre desde pequeño se traza una imagen de lo que quiere ser y lo que no. Apoyar a tu pequeño en esta área es mostrarle caminos en los que puede explotar sus habilidades y fascinaciones.

2- Aprender a convivir: Es preciso educar para convivir en armonía y respeto con los demás, educar para la convivencia es sembrar valores de tolerancia, respeto, comprensión, dignidad, responsabilidad y solidaridad.

3- Aprender a conocer: El fin de la educación es también el desarrollo de las capacidades mentales del conocer, pensar, recordar y razonar. Este aprendizaje se forja con los conceptos aprendidos en la escuela y se refuerza con los conocimientos aplicados en la vida diaria de tus pequeños.

4- Aprender a hacer: El desempeño vital se ejerce en varios mundos: natural, personal, familiar, social y profesional. Alentar a tu pequeño a saber hacer es un aprendizaje que le servirá para toda la vida pues en un futuro se requerirá que como profesional entienda lo que hace.

5- Aprender a disfrutar: Aprender a vivir es aprender a disfrutar, enseñarle a tus pequeños con alegría es ayudarlos a aprender disfrutando.

Estos aspectos son esenciales para cumplir con los objetivos de la educación en nuestros pequeños, poco a poco estos fines educativos se irán haciendo hábitos en nuestros niños logrando tener adultos fuertes en el futuro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *